ERES PERFECTO JUSTO COMO ERES

Muy interesante y verdadero: a veces en el camino espiritual hay un abuso de la palabra “cambio” cuando en realidad lo que queremos decir es “desarrollar nuestra mejor versión sobre la perfección que ya somos”. Esta segunda opción nos da serenidad, no tenemos que luchar contra nada. La opciión del cambio nos deja siempre vulnerables porque además vemos en la “cruda” realidad la dificultad de ese cambio. Parece que uno cambia pero a la menor “zas” sale el/la de antes y nos sume en oscuridad porque parece que nunca vamos a realizar el cambio.

Y es que no se nos propone ser algo diferente de lo que somos, sino una versión excelente por ganas, por voluntad propia. Y eso, como dice la autora, solo se puede sentir y llevar a cabo desde el punto crucial de la aceptación completa. Si vamos un pasito más allá, la aceptación llega, la siento, cuando no siento miedo. Ahí está la clave.

Gracias, qué disfruten de las pistas

El camino que te conduce a materializar todas tus posibilidades solo empieza cuando reconoces y aceptas quien eres.

La gente no cambia

Una colaboración de MJM

La gente no cambia”, cuando hago esta afirmación durante un taller o seminario, los participantes me miran como si me hubiera vuelto loca. Muchas personas que inician un proceso de coaching lo hacen con la esperanza de cambiar, de ser mejores personas… y yo me pregunto ¿como puede ser mejor alguien que es perfecto como es?

Desde mi experiencia tu eres un ser perfecto.

Perfecto como lo es un roble aunque sea solo una varita flaca con un par de hojas. Lo maravilloso de esta perfección de la que gozas, es que no te impide, al igual que al roble, transformarte en un árbol milenario con cientos y miles de hojas y ramas. Ser lo que eres no te impide desplegar todo lo que puedes llegar a ser.

Esto es, para mi, la definición de Excelencia: saberte perfecto y sabiéndolo, ir a por mas, seguir siendo todo aquello que puedas ser. Lo que es completamente imposible es que siendo un roble pretendas ser un naranjo. Jamas va a ocurrir. Querer ser alguien que no eres es un camino que solo te va a llevar a la frustración, al resentimiento y al fracaso. El camino que te conduce a materializar todas tus posibilidades solo empieza cuando reconoces y aceptas quien eres.

¡La gente no cambia! ¡ELIGE!

Son tus elecciones las que te transforman en todo aquello que puedes ser o te dejan a la mitad del camino. Y solo hay dos elecciones que puedes hacer: Puedes elegir desde el amor o puedes elegir desde el miedo… ¡piénsalo, no hay mas! Atrás de cada elección que haces se esconde el miedo a algo, que te paraliza y te echa para atrás; o el amor que sientes por algo, que te impulsa y te hace avanzar.

Las elecciones que haces las haces para alejarte de algo o para acercarte a algo.

Presta atención la próxima vez que estés ante una decisión y piensa: ¿desde donde estoy eligiendo? Cuando yo tengo duda sobre que hacer, cuando me rompo la cabeza sobre como afrontar una encrucijada, un camino u otro, me detengo, reflexiono y me pregunto ¿que haría el amor?  nunca me falla. ¡Inténtalo!

Las personas cercanas a la muerte jamas se arrepienten de sus fallos o equivocaciones, sus arrepentimientos mas terribles son siempre por aquellas cosas que pudieron haber hecho y eligieron no hacer por miedo.

 Tu vida es una promesa del Universo, ¡Cumple esa promesa!

 http://entrenandoapapas.blogspot.com.es/2013/02/la-gente-no-cambia.html

fuente: http://maestroviejo.wordpress.com/2013/02/27/la-gente-no-cambia/

Esta entrada fue publicada en CONSCIENCIA, HUMANISMO y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s